Visitante

En mi calendario ya tengo marcados los días que van sin tenerte a mi lado...
Y en mi piel tengo marcados tus labios...

7 feb. 2011

Ella

Por entonces la conocía por comentarios, tenía ganas de encontrar el valor para saludarla y algo quiso que nos encontráramos en el lugar menos esperado, pero aun así me dejo ver su sonrisa, su sonrisa encantadora. Al poco tiempo descubrí que era una persona distinta, mucho más distinta de lo que jamás habría imaginado.

Con pocas palabras me fui acercando y vi que era demasiado tarde como para no sentir el roce de sus alas. Cada día un encuentro en los andenes, cada día una sonrisa en los pasillos.



Sólo en algunos momentos me dejaba ver el interior de su alma, sólo con pocas palabras apaciguaba mi enfado con su voz, que era y es una dulce melodía, melodía que aleja del ruido, que no tiene fin. Era en aquellos momentos cuando me concentraba en escuchar todo lo que su alma me quisiera contar, sólo quería eso… Y llegó un momento en el que me di cuenta que mi confianza en ella era ciega, sin yo saber cómo, hizo lo casi imposible. Entró en mi vida en silencio, con una sonrisa, así entró en mi vida… ella, siempre ella.

1 comentario:

  1. Lo poco que e leído, y lo que me gusta! :D
    Sinceramente, me encanta!
    Te sigo! Pásate tu por el mio si quieres y sígueme si te gusta!
    Un besito! :)

    ResponderEliminar